25 de enero 2020 Opinión Volver

No todos somos iguales

Tierra del Fuego: Asesinato y polémica, “Jugué 25 años en éste maravilloso deporte y no soy como esos chicos”, dijo el presidente de la unión de rugby

Tierra del Fuego: Asesinato y polémica, “Jugué 25 años en éste maravilloso deporte y no soy como esos chicos”, dijo el presidente de la unión de rugby

Ramiro Requejado fue consultado sobre la polémica que envuelve a este deporte, luego del brutal asesinato de Fernando Báez Sosa, muerto a golpes por un grupo de rugbiers en Villa Gesell, provincia de Buenos Aires.

“Cuesta hablar de esto, porque a uno lo llaman en función de un asesinato y los que lo hicieron tienen que tener las penas máximas. Pegarle a un chico indefenso no tiene justificativo de nada. Soy el primero en decir que los que fueron se pudran en la cárcel”, opinó.
Agregó: “El rugby como deporte no merece que se lo ponga en el lugar donde se lo está poniendo, por la actitud de 10 delincuentes, o por los casos de abuso a una chica que también se supo”.
A principios de este año, la joven Mara Sist, de 25 años denunció haber sufrido violencia física y psicológica de quien fuera su pareja durante tres años, un jugador de rugby del club universitario de Buenos Aires, de 26 años.
Mientras que en La Plata, otra joven expuso a través de las redes sociales a un grupo de rugbiers del club universitario, por “violación a la intimidad” tras descubrir que compartían imágenes sexuales que habían sido obtenidas sin su consentimiento.
“Jugué 25 años al rugby y no soy como esos chicos, todos los que hicieron eso tienen que pagar”, advirtió.
La polémica por estos casos de violencia puso a este deporte como objeto de análisis nacional. Las redes sociales hicieron el resto, luego del crimen de Villa Gesell.
Señaló que en la provincia, el rugby también tiene equipos de mujeres, con una variedad de apoyo familiar. “Es problema no es el rugby, es la sociedad, nos hemos convertido en una sociedad indiferente, agresiva, que no respeta las normas, que no hace cumplir las normas”.
En relación a lo sucedido en el balneario bonaerense, dijo que: “No se le puede echar la culpa a un deporte, no había nadie cerca cuando lo patearon en el piso, estamos mal como sociedad”.
Y se refirió a la final de la copa libertadores del año pasado entre Boca y River, que debió jugarse en España, luego de los incidentes provocados fuera del estadio monumental, con el ataque al omnibus que transportaba al equipo de Boca.
“Ese mismo día, un sábado, a 6 km de ese lugar, se estaba jugando la final de rugby en una cancha donde no había policía, y había 10.000 personas. Eso también es el rugby. No es violento, si le pateás la cabeza a un jugador te echan de por vida, eso está penado y no jugás nunca más”, dijo.
“Entiendo que la gente se ponga así con esto porque es una locura. Esto es como cuando pasó lo de los chicos de las inferiores de Independiente, donde se denunciaron casos de abuso sexual. Seguramente había un grupo de delincuentes, pero no sucede en todos los clubes de futbol”, aseguró.

Otras Noticias



Opiniones

Nos gustaría saber tu opinión... dejanos tu comentario!